Abogado de menores en Madrid

Cómo actuar ante el acoso escolar o bullying

El acoso escolar o “bullying” se ha convertido por desgracia en un tema de actualidad debido a que cada vez aparecen más casos de niños que son acosados o incluso agredidos física y verbalmente por algunos compañeros. En muchas ocasiones este acoso se produce dentro del centro escolar.

Ante esta situación, muchos padres cuyos hijos están viviendo una situación de acoso, no saben de qué forma actuar para conseguir que dicha situación termine y cómo proteger a su hijo.

Conforme al ámbito estrictamente legal existen dos tipos de responsabilidades:  el punto de vista penal y desde el punto de vista civil.

  • La responsabilidad penal es únicamente aplicable a mayores de 14 años, ya que los menores de esta edad no pueden ser imputables penalmente. A efectos prácticos este significa que no son responsables legales de sus actos y en consecuencia no se les puede imponer ningún tipo de pena.
  • La responsabilidad civil sí es aplicable a cualquier persona. Si los acosadores no son mayores de edad, serán sus progenitores quiénes serán los responsables en lo relativo a las posibles indemnizaciones que se determine.

Si alguien de su entorno está sufriendo acoso escolar, desde nuestro despacho de abogados penalistas de Madrid le recomendamos que lleve a cabo las siguientes acciones:

  • El primer paso es comunicar la situación a los responsables del centro escolar con el fin de que tomen las medidas que sean necesarias para impedir que se reproduzca la situación.
  • En segundo lugar, le recomendamos que se pongan en contacto con un abogado penalista especializado en casos de bullying. Como abogados, podremos asesorarle durante todo el proceso y defender los derechos del menor con el fin de buscar la mejor solución y garantizar su bienestar.

Si es necesario además, también podremos representarle en un proceso judicial, cuando la situación así lo requiera.

Si necesita un abogado penalista en Madrid para una situación de acoso escolar, contacte con nosotros para obtener asesoramiento y ayuda inmediatos.

Llamar Abogado penalista Madrid

Abogado penal madrid - Delito de amenazas

Abogado penal Madrid – Delito de amenazas

El delito de amenazas viene tipificado en el Código penal y estas pueden calificarse en función de su grado de gravedad.

En primer lugar hay que aclarar qué se entiende por amenaza. Una amenaza es la comunicación de llevar a cabo una acción futura que cause un mal a una persona (la víctima) , sus familiares y cualesquiera otras personas con las que esté íntimamente relacionada.

El delito de amenazas leves se engloba, dentro del Código Penal en los delitos cometidos contra las personas.

Características del delito de amenazas

El autor del delito de amenazas manifiesta de forma externa su intención de causar un mal futuro, de tal modo que la víctima crea que la amenaza proferida es real.

Para que sea considerado un delito, no es necesario que esta amenaza llegue a materializarse. Basta con que la víctima crea que esta amenaza y la posibilidad de que se le cause un mal, es real.

Existen dos grados de clasificación, según la gravedad de las amenazas. Las amenazas por tanto pueden ser graves o leves.

¿Está sufriendo amenazas? Contacte ya con un abogado penalista en Madrid

AMENAZAS GRAVES

Si la amenaza es de carácter grave, estaremos ante un delito básico de amenazas.  Debido a su mayor gravedad, la pena correspondiente a este tipo de amenazas es mayor.

El Código Penal define este tipo de delito:

“El que amenazare a otro con causarle a él, a su familia o a otras personas con las que esté íntimamente vinculado un mal que constituya delitos de homicidio, lesiones, aborto, contra la libertad, torturas y contra la integridad moral, la libertad sexual, la intimidad, el honor, el patrimonio y el orden socioeconómico

Las penas correspondientes para el delito básico de amenazas son:

  • Prisión de uno a cinco años si esta amenaza viene acompañada del requerimiento de pagar una cantidad o estableciendo alguna condición y esta se hubiera llevado a cabo.

En caso de no haberse materializado la pretensión de quién amenaza, la prisión oscilará entre los seis meses y tres años.

Estas penas se aplicarán en su mitad superior si además las amenazas hubieran sido proferidas por escrito, telefónicamente o cualquier otro medio de comunicación.

  • Prisión de entre seis meses y dos años si la amenaza no viene condicionada a pagar una cantidad o llevar a cabo determinada acción.

AMENAZAS LEVES

Cuando la amenaza sea calificada como leve, la pena impuesta dependerá de si existe relación o no entre quién amenaza y su víctima:

Si la amenaza leve se realiza sobre esposa o su pareja (mujer) ligada sentimentalmente a él o bien a una persona especialmente vulnerable que conviva con él, la pena de prisión variará entre los seis meses y un año o bien se le condenará a trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a ochenta días.

Además, en cualquiera de los casos se le privará del derecho a la tenencia y porte de armas durante un periodo de entre uno a tres años.

Cuando la amenaza se realiza sobre descendientes, ascendientes, hermanos, menores o discapacitados que convivan con el agresor la pena de prisión oscilará entre los tres meses y un año o bien consistirá en trabajos para la comunidad con una duración que varía desde treinta y un días hasta los ochenta.

Además se le privará de su derecho a tenencia y portar armas durante un periodo de uno a tres años.

Si usted, o alguien de su entorno, está sufriendo amenazas, es importante que defienda sus derechos y ponga fin a la situación. Gracias al asesoramiento y apoyo de un abogado penalista en Madrid usted podrá conseguir que la situación finalice. Contacte ya con nosotros para recibir asesoramiento.

Llamar Abogado penalista Madrid

Abogado violencia de género Madrid

Pacto contra la Violencia de Género: cambios más importantes

El Pacto contra la Violencia de Género acordado con fecha de julio de 2017 ha sido posible gracias a la presión social por parte de la ciudadanía, deseosa de que existiera una regulación más precisa con respecto a esta lacra que afecta a toda la sociedad. Los cambios que se incluyen en dicho pacto son de gran importancia y cuenta además con un gran presupuesto para que sean de aplicación, en torno a los 1.000 millones de euros.

El Pacto contra la Violencia de Género pretende dar una solución global por lo que contiene medidas de todo tipo, a nivel judicial, sanitario, social y educativo. El objetivo es combatir la violencia de género de una forma integral.

En el documento podremos encontrar más de 200 medidas, de las que nos gustaría destacar la siguiente:

  • Se elimina la obligación de que la mujer víctima de violencia de género presente denuncia para poder obtener ayudas sociales y el servicio de acompañamiento.
  • La confesión por parte del maltratador ya no se considerará un atenuante desde el punto de vista penal, lo que implica que la pena impuesta será la misma, tanto si hay confesión como si no.
  • La custodia compartida no es posible cuando el padre haya sido condenado por un delito de violencia de género. Los jueces además podrán suspender el posible régimen de visitas a que tenía derecho previamente a cometer el delito. Los hijos menores asimismo no podrán visitar a su padre durante su estancia en la prisión.

Si usted o alguien de su entorno es víctima de violencia de género, como primer paso para acabar con dicha situación, debe dirigirse a las autoridades policiales con el fin de recibir protección e iniciar un proceso encaminado para proteger su integridad y la de sus seres queridos así como ofrecerle una salida en la que se sienta apoyada y protegida.

Como abogados especializados en violencia de genero, en Granda y Asociados estamos familiarizados con este tipo de situaciones y podremos ofrecerle además todo nuestro apoyo legal para acompañarle durante todos los pasos del proceso.

Si necesita un abogado penalista en Madrid, no dude en contactar con nosotros para recibir asesoramiento inmediato.

Llamar Abogado penalista Madrid

Abogado penal Madrid - Injurias y calumnias

Abogado penalista Madrid – Injurias y Calumnias

Granda & Asociados pone a su disposición a un abogado penalista en Madrid para defender su derecho al honor, si considera que este ha sido vulnerado.

Los delitos de injurias y calumnias tienden a confundirse, pero hay que tener claro que se trata de dos delitos diferentes, descritos por separado en el Código Penal.

Ambos delitos tienen en común que se engloban dentro de los denominados delitos contra el honor, recogidos en un mismo título de dicho Código.

El delito de injurias se define como “la acción o expresión que lesionan la dignidad de otra persona, menoscabando su fama o atentando contra su propia estimación. Solamente serán constitutivas de delito las injurias que, por su naturaleza, efectos y circunstancias, sean tenidas en el concepto público por graves”

 El delito de calumnias queda definido como “es calumnia la imputación de un delito hecha con conocimiento de su falsedad o temerario desprecio hacia la verdad”

Si leemos con atención ambas definiciones veremos que la principal diferencia entre ambos delitos es si existe la imputación de un delito. Cuando existe la imputación de un acto de carácter delictivo estaremos por tanto frente a una calumnia. En caso contrario nos encontraremos frente a una injuria.

¿Necesita un abogado penalista en Madrid? Contacte ahora con nosotros.

Las penas que corresponden a cada tipo de delito varían.

Por el delito de calumnias, la legislación española establece una pena de prisión que oscilará entre los seis  meses hasta los dos años o bien una multa de seis a doce meses. Cuando la calumnia se lleva a cabo con publicidad la multa oscilará entre los doce y veinticuatro meses.

Para el delito de injurias las penas establecidas en nuestra legislación son de tres a siete meses de multa o bien de seis a catorce meses si la injuria se ha realizado con publicidad y es calificada de grave.

Cuando se habla de publicidad en los delitos de injuria y calumnia tendremos en cuenta lo que se dice al respecto en el Código Penal: “se propaguen por medio de la imprenta, la radiodifusión o por cualquier otro medio de eficacia semejante”.

Además, cuando una injuria o calumnia es cometida a través de uno de estos medios, la persona física o jurídica propietaria del medio, será a su vez responsable civil subsidiaria de dicho delito.

Todos los ciudadanos tienen derecho al honor y por tanto cualquier declaración que menoscabe el mismo puede ser susceptible de ser considerada un delito. Si usted cree que su honor se ha visto perjudicado, puede defender sus derechos por la vía judicial. Para ello, en nuestro despacho tendrá a su disposición a un abogado penalista en Madrid que se encargará de ofrecerle la mejor defensa legal.

Llamar Abogado penalista Madrid

En qué consiste el delito de blanqueo de capitales

Blanqueo de capitalesEl delito de blanqueo de capitales o comúnmente conocido como “lavado de dinero” se trata de encubrir de una manera u otra el origen de los fondos conseguidos a través del ejercicio de actividades ilegales como puede ser el tráfico de drogas, contrabando de armas, corrupción, malversación pública, etc.

Esto se lleva a cabo a través de la no declaración legal de estas ganancias en cuentas bancarias alojadas en paraísos fiscales, para así evadir impuestos del pais correspondiente a la actividad para permanecer invisibles ante Hacienda.
La Prevención del delito de Blanqueo de Capitales tiene como objetivo impedir esta utilización del sistema financiero para blanquear capitales que provengan de cualquier tipo de actividad delictiva a través de una pena de prisión superior a tres años entre otras.

En España el control de estos riesgos relacionados en el delito de blanqueo de capitales y la vigilancia de estos le corresponde al SEPBLAC (Servicio Ejecutivo de la Comisión de Prevención del Blanqueo de Capitales e Infracciones Monetarias).

En la Ley 10/2010, de 28 de abril, se encuentra regulada esta materia de prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo.

De alguna manera la función principal del SEPBLAC será evitar lo que se denomina el último eslabón en las actividades criminales, ya que es el proceso en el que se consigue transformas el dinero adquirido de modo ilegal en parte del flujo económico legal.

Llamar Abogado penalista Madrid

Abogado penal madrid: drogas y estupefacientes

Abogado penal Madrid: ¿Qué sustancias se consideran drogas ilegales?

Nuestro Código Penal contempla de forma clara el delito de tráfico de drogas en su articulado, pero es necesario definir qué se considera exactamente como una droga tóxica, estupefaciente o sustancia psicotrópica.

Para hacerlo, en primer lugar tendremos que tener en cuenta la definición realizada por la Organización Mundial de la Salud que considera droga a “cualquier sustancia terapéutica o no, que introducida en el organismo por cualquier mecanismo (ingestión, inhalación, administración intramuscular o intravenosa, etc.) es capaz de actuar sobre el sistema nervioso central del consumidor provocando un cambio en su comportamiento, ya sea una alteración física o intelectual, una experimentación de nuevas sensaciones o una modificación de su estado psíquico.”

Además, encontramos una serie de características comunes en todo tipo de drogas:

  • Dependencia psíquica: necesidad imperiosa de seguir consumiendo la sustancia.
  • Nivel de tolerancia: deseo de aumentar la dosis progresivamente para conseguir los mismos resultados.
  • Dependencia física: el organismo depende de dicha sustancia para evitar el síndrome de abstinencia.

En nuestra legislación se ha limitado la definición a las drogas que se consideren ilegales dejando de lado otro tipo de sustancias que podrían considerarse como drogas pero cuya aceptación es generalizada, como el caso del alcohol.

Por ello, para contar con una lista clara de sustancias que puedan considerarse drogas ilegales, deberemos tener en cuenta los listados internacionales así como las normas administrativas y sanitarias de carácter interno españolas.

Ejemplos de drogas ilegales:

  • Cannabis
  • Opio
  • Coca
  • Heroína
  • Metadona
  • Morfina

Respecto a los estupefacientes y las sustancias psicotrópicas, deberemos tener en cuenta lo señalado en la Convención Única de 1961 sobre Estupefacientes y el Convenio sobre sustancias psicotrópicas de 1971 respectivamente.

Los delitos de drogas conllevan una serie de penas de más o menos gravedad. Si se ha visto involucrado en este tipo de delito ponemos a su disposición un abogado penal en Madrid para asumir la defensa de su caso.

Contacte con nosotros para más información.

Llamar Abogado penalista Madrid

Abogado penal Madrid para delitos de tráfico de drogas

Abogado tráfico de drogas : Abogado penal

Somos abogados penalistas en Madrid, habituados a representar a nuestros clientes en procesos judiciales en el ámbito penal. El tráfico de drogas es uno de los delitos más habituales.

Trafico de drogas en el Código Penal

El delito de tráfico de drogas y narcotráfico se encuentra penado por la legislación española, y en concreto aparece en el Código Penal, en el que se especifica que cometerán dicho delito quiénes:

“Los que ejecuten actos de cultivo, elaboración o tráfico, o de otro modo promuevan, favorezcan o faciliten el consumo ilegal de drogas tóxicas, estupefacientes o sustancias psicotrópicas, o las posean con aquellos fines, serán castigados con las penas de prisión de tres a seis años y multa del tanto al triplo del valor de la droga objeto del delito si se tratare de sustancias o productos que causen grave daño a la salud, y de prisión de uno a tres años y multa del tanto al duplo en los demás casos.

¿El autoconsumo de droga es un delito?

Si bien el artículo en el que se define lo que puede considerarse como tráfico de drogas no señala el autoconsumo propiamente dicho, puede entenderse, según la interpretación de la jurisprudencia que en determinadas circunstancias, como llevar a cabo el consumo en presencia de personas no consumidoras puede entenderse como una “facilitación de dicho consumo” por lo que podría ser constitutiva de delito.

Tampoco se especifican las cantidades máximas a partir de las cuáles ya no se considera autoconsumo si no tráfico. A este respecto deberemos tener en cuenta la tabla confeccionada en 2001 por el Instituto Nacional de Toxicología, que es la que considera como válida el Tribunal Supremo.

Teniendo en cuenta esta tabla, se considera que un consumidor habitual de media, adquiere para si mismo una cantidad necesaria para 5 días, que sería:

  • Marihuana 100 grs.
  • Hachís 25 grs.
  • Cocaína 7,5 grs.
  • Heroína 3 grs.
  • LSD 3 mgrs
  • Anfetamina 900 mgrs
  • MDMA 1.440 mgrs

Asimismo, debemos tener en cuenta que también importa el tipo de sustancia que se pretendía comercializar o comercializaba. Esta sustancia debe suponer un riesgo para la Salud Pública. Para determinar esto, se deberán tener en cuenta las propiedades psicoactivas de las sustancias.

¿Cuáles son las penas por un delito de tráfico de drogas?

“La pena por el delito de trafico de drogas dependerá  de las cantidades incautadas”

A pesar de que el articulado establece una serie de penas mínimas y máximas es posible que se impongan penas en grado inferior si se considera que el hecho es de escasa importancia.

Con respecto al delito de tráfico de drogas se establecen dos tipos de modalidades: la básica, y la agravada.

La básica engloba un conjunto amplio de conductas diferentes que incluyen el tráfico, fabricación, facilitación y posesión de drogas con el objetivo de venderas.

Las penas para el delito de tráfico de drogas, en su modalidad básica, puede variar teniendo en cuenta si la sustancia involucrada en el delito puede causar un grave daño a la salud o no. En el primer  caso, las penas oscilarán entre los 3 y 6 años de prisión más una multa proporcional al valor de la droga incautada. En el caso de sustancias que no dañen gravemente la salud, la pena de prisión oscila entre uno y los tres años de prisión más una multa proporcional.

La modalidad agravada del delito de tráfico de drogas es aquella en la que además se dan una serie de circunstancias consideradas como agravantes por la legislación:

Agravantes en las penas por tráfico de drogas

Cuando concurra alguna de estas circunstancias, estaríamos hablando de agravantes:

1.ª El culpable fuere autoridad, funcionario público, facultativo, trabajador social, docente o educador y obrase en el ejercicio de su cargo, profesión u oficio.

2.ª El culpable participare en otras actividades organizadas o cuya ejecución se vea facilitada por la comisión del delito.

3.ª Los hechos fueren realizados en establecimientos abiertos al público por los responsables o empleados de los mismos.

4.ª Las sustancias a que se refiere el artículo anterior se faciliten a menores de 18 años, a disminuidos psíquicos o a personas sometidas a tratamiento de deshabituación o rehabilitación.

5.ª Fuere de notoria importancia la cantidad de las citadas sustancias objeto de las conductas a que se refiere el artículo anterior.

Si se demuestra la existencia de alguno o varios de estos agravantes, las penas impuestas serán aquellas superiores en grado de entre las señaladas en el Código Penal. En cuanto a la multa, esta será del cuádruplo.

Estar involucrado en un delito de tráfico de drogas puede conllevar consecuencias graves, lo que es necesario contar con un abogado penalista experimentado para proporcionar la mejor defensa del caso.
Granda & Asociados, abogados penalistas de Madrid pondrán a su disposición un abogado penal en Madrid para llevar a cabo todo el asesoramiento legal que necesite y la mejor defensa para su caso.

Llamar Abogado penalista Madrid

Abogado penalista en Madrid

¿Necesita un abogado penalista en Madrid?

Si necesita un abogado penalista en Madrid, en Granda & Asociados encontrará a letrados especializados en Derecho Penal y con los procesos judiciales relacionados con la comisión de todo tipo de delitos.

El proceso penal por vía judicial es uno de los más complejos, y por ello, y debido a las graves implicaciones que puede tener verse involucrado en este tipo de procesos, es necesario seleccionar a un abogado penalista que cuente con la experiencia y recursos suficientes que pueda defender sus derechos y ofrecerle la mejor defensa legal posible.

Un abogado penalista es aquel que actúa en representación de un imputado o denunciante ante la jurisdicción penal, es decir, puede ejercer tanto la defensa como la acusación particular en este tipo de procesos.

Su principal trabajo consistirá en elaborar la mejor estrategia posible de defensa o acusación con el objetivo de que los jueces emitan una sentencia favorable a los intereses de su representado.

Para llevar a cabo su labor ante los tribunales deberá presentar una argumentación con base jurídica así como todas las pruebas y testimonios que apoyen su línea de argumentación.

Las pruebas que pueden presentarse como apoyo a su línea de argumentación pueden ser de muy distinta naturaleza: documentación privada y de carácter público, testificales, dictámenes médicos, auditorías, exámenes psicológicos…

Será labor por tanto del abogado penalista recabar y seleccionar todas aquellas pruebas necesarias para construir su caso.

Desde nuestro bufete ponemos a su disposición un abogado penalista en Madrid con la suficiente experiencia procesal para saber de qué forma plantear cada caso para tener las máximas probabilidades de éxito.

Debido a las implicaciones de un proceso penal, somos conscientes de que cada uno de nuestros clientes merece el mejor asesoramiento y trabajo legal posible.

Estos son algunos de los asuntos en los que un abogado penalista puede ayudarle:

  • Delitos contra el patrimonio como hurtos o robos
  • Delitos de estafa
  • Delitos de fraude
  • Delitos contra la Salud pública: tráfico de drogas
  • Delitos de amenazas. Estamos especializados además en delito de amenazas a través de Whatsapp.
  • Asistencia al detenido

Y un largo etc.

¿Necesita un abogado penalista en Madrid? Contacte ahora con Granda & Asociados, abogados penalistas de Madrid para obtener asesoramiento legal inmediato.

Llamar Abogado penalista Madrid

El delito de estafa y sus penas por Abogados penalistas Madrid

El delito de estafa

Desde Granda & Asociados, abogados penalistas en Madrid, le explicamos en qué consiste el delito de estafa, tipificado en el Código Penal.

Cuando hablamos del delito de estafa tenemos que tener presente que la forma de definir y delimitar este es teniendo en cuenta los elementos que deben concurrir para considerarse como tal y por tanto ser juzgado dentro del ámbito penal.

¿Qué elementos encontraremos en un delito de estafa?

  • Debe existir un traspaso de patrimonio desde la víctima al autor y por tanto un perjuicio económico para la primera.
  • Debe existir un engaño previo o concurrente que tenga la suficiente entidad por sí mismo como para causar el perjuicio de la víctima y conseguir los fines de su autor y este debe realizarse con ánimo de lucro, es decir, con la intención de enriquecerse personalmente.
  • Debe haberse inducido error en la víctima, siendo por tanto esta no consciente de la realidad o consecuencias reales del acto.
  • Es imprescindible que exista una relación clara entre el hecho causal y el daño realizado a la víctima. Por tanto dicho acto ha de haber sido concurrente o haber precedido a la acción que causo el daño patrimonial.

Para que por tanto un acto pueda tener la consideración de delito de estafa deben concurrir y demostrarse la existencia de todos estos elementos.

El elemento principal diferenciador entre el delito de estafa y otro tipo de delitos como el de apropiación indebida es el engaño, por tanto debe demostrarse tanto la existencia de este como que ha tenido la suficiente relevancia como para ser la causa principal para producirse el intercambio patrimonial.

Penas para el delito de estafa

Las penas para el delito básico de estafa dependerán de la cantidad defraudada. Si este no excede de los 400 euros se impondrá una pena de multa de entre 1 a 3 meses, al ser calificado como delito leve de estafa.

En los otros casos, se impondrá una pena desde 6 meses hasta los 3 años de prisión.

Hay que tener en cuenta además que si concurre alguna de las circunstancias agravantes consideradas como tal por el Código Penal, las penas pueden incrementarse, en el caso de la prisión desde 4 hasta los 8 años y en el caso de la multa desde los 12 a los 24 meses.

¿Se ha visto involucrado en un posible delito de estafa? En nuestro despacho tendrá a su disposición a un abogado penalista en Madrid que podrá atenderle de forma ágil y eficaz.

Contacte con Abogados penalistas Granda & Asociados para solicitar asistencia legal experta.

Llamar Abogado penalista Madrid

Abogado amenazas Whatsapp

Aparición en medios: Delito de amenazas a través de Whatsapp

Ante un delito de amenazas por Whatsapp hay que tomar las medidas pertinentes.

  1. Amenazas por Whatsapp
  2. Amenazas de muerte por Whatsapp
  3. ¿Qué hacer si te amenazan por Whatsapp?
  4. ¿Cómo denunciar amenazas por Whatsapp?

1. Amenazas por Whatsapp

Las amenazas a través de Whatsapp y otras redes sociales se han convertido en un tipo de delito que no ha hecho más que incrementarse durante los últimos años, por la popularización del uso de este tipo de herramientas de comunicación.

Las redes sociales nos ofrecen muchas ventajas, pero a veces son aprovechadas por algunas personas para cometer todo tipo de delitos, y el delito de amenazas es uno de ellos.

Aunque la vía a través de la cual se profieren las amenazas es nueva, el delito no lo es, y como tal está recogido en el Código Penal español.  El delito de amenazas a través de Whatsapp se considera un delito de carácter leve, tal y como se desprende del artículo 171.1 del Código Penal. Tendrá esta consideración de delito leve, siempre y cuando no se trate de casos más específicos de violencia de género, de amenaza de difusión de datos privados si no se recibe una cantidad dineraria etc.

Hay que tener en cuenta además que este tipo de delito puede tener consecuencias civiles y penales. Eso sí, para ello será necesario que la persona que profiere dichas amenazas es mayor de 14 años. Loe menores de 14 años son inimputables aunque sus progenitores sí que pueden ser condenados como responsables subsidiarios.

La distancia física y el anonimato con respecto a la persona a la que se está amenazando, hace creer a muchas personas que pueden actuar con impunidad, cuando en la realidad en muchas ocasiones es posible identificar y tomar las medidas legales oportunas frente a las personas que están cometiendo el delito.

2. Amenazas de muerte por Whatsapp

La naturaleza de las amenazas por Whatsapp puede ser muy diversa, así como la gravedad de las mismas. En algunas ocasiones este tipo de amenazas pueden entrañar una especial gravedad, como es el caso de las amenazas de muerte.

En la inmensa mayoría de las ocasiones se trata de amenazas que no conllevan un riesgo real por lo que la persona debe valorar en primer lugar si se trata de una amenaza real. En cualquier caso, si usted siente que esta amenaza puede tener cierta base le recomendamos que actúe lo antes posible.

Para que se inicie el procedimiento judicial será necesario que la persona amenazada curse la correspondiente denuncia.

Las penas por un delito de amenazas en Whatsapp oscilan entre el mes y tres meses de condena. Siempre y cuando se trate de un delito leve. En otros casos en los que la gravedad sea mayor, es posible que se adopten otra serie de medidas adicionales como orden de alejamiento etc.

Si se siente amenazado usted o alguien de su entorno a través de Whatsapp, no tenga duda de que puede hacer valer sus derechos y defenderse con el objetivo de acabar con esta situación.

3. ¿Qué hacer si te amenazan por Whatsapp?

A continuación, te ofrecemos una serie de consejos sobre qué hacer si estás siendo amenazado a través de Whatsapp (u otras redes sociales o servicios de mensajería)

  • Corta cualquier contacto con la persona que te esté amenazando. Ignora sus mensajes. En ocasiones esto bastará para que esta persona deponga su actitud. Es importante no caer en el juego de la persona que amenaza o chantajea a través de Whatsapp y, si la situación se hace insostenible, entonces es hora de buscar asesoramiento especializado.
  • Como primer paso puedes contactar directamente con el servicio de atención al cliente o soporte que proporcionan los propietarios de la aplicación. Este te indicará como proceder y a la vez bloqueará al usuario para que no pueda seguir usando la aplicación.
  • Reúne todas las pruebas que puedas, por ejemplo las capturas de pantalla de los mensajes que te están enviando. Recuerda además que la propia aplicación te permite guardar copias de seguridad de todas tus conversaciones. Si no tienes activada esta opción, es el momento de hacerlo.
  • Deberás denunciar las amenazas ante la autoridad competente, es decir, la Policía o la Guardia Civil. Este tipo de denuncias deben realizarse de forma personal y presencial, es decir, deberás dirigirse a la comisaría o cuartel más cercano para interponerla.
  • Contar con asesoramiento legal especializado es importante para saber cuáles son los mejores pasos que puedes dar para acabar cuanto antes con esta desagradable situación.

4. ¿Cómo denunciar amenazas por Whatsapp?

Aunque pueda parecer que todos los delitos de amenazas por Whatsapp son similares, cada caso es diferente. Por ello la mejor opción será pedir asesoramiento de profesionales. Contactar con un despacho de abogados con experiencia en la materia siempre es recomendable, ya que podrán asesorarle de forma correcta acerca de como gestionar su caso y denunciar amenazas por Whatsapp. No dude en pedir asesoramiento legal, ya que no es nada fácil estar soportando amenazas por Whatsapp y no saber que medidas tomar. Además, de como ya hemos dicho anteriormente, personarse en la comisaría de policía para llevar a cabo el trámite de la denuncia es aconsejable contar con el asesoramiento pertinente.

Psicologicamente no es fácil soportar el sufrimiento que  puede llegar a suponer estar recibiendo amenazas por Whatsapp. Debido al anonimato y la distancia que proporciona para el acosador este medio, el proceso puede ser muy latoso y doloroso; por ello, es mejor tomar medida cuanto antes. No dude en pedir asesoramiento legal para gestionar la denuncia de la mejor manera posible y cuanto antes.

En Granda y Asociados, abogados penalistas de Madrid, estamos habituados a asesorar y prestar toda nuestra ayuda legal sobre este tipo de delito de amenazas por Whatsapp. No dude en contactarnos para recibir asesoramiento legal.

5. Prácticas legales e ilegales en Whatsapp

Hay ciertas dudas ante distintas prácticas que se pueden llevar a cabo por Whatsapp y su legalidad e ilegalidad. Muchas veces sentimos que ciertas conversaciones que se pueden llevar a cabo por whatsapp no tienen importancia, sobre todo se dan pequeños delitos en conversaciones de grupo de Whataspp. El auge de las redes sociales ha dado lugar a que la justicia tenga que lidiar cada vez más con situaciones que se desconoce todavía en que punto se encuentran con respecto a lo legal o ilegal.

Capturas de pantalla

Es cada vez una práctica más normal la de tomar capturas de conversaciones de Whatsapp, pero, ¿es legal? ¿Como incurrimos en ilegalidad compartiendo una captura de whatsapp? Es legal compartir capturas de Whatsapp propias siempre y cuando no se comprometa la privacidad de la otra persona, o se compartan datos personales.

Por ello, es de suma importancia, no compartir datos personales de la persona con la que mantenemos la conversación como pueden ser su nombre y apellidos o su número de teléfono. Debemos ocultar los datos personales del interlocutor antes de compartir una captura de pantalla (bien borrándolos o difuminándolos) o podríamos ser denunciados por vulnerar su privacidad y la protección de datos.

Validez de las capturas de pantalla en un juicio

En un juicio, el juez no puede demostrar que las capturas de pantalla sean reales y no falsas, de forma que, los pantallazos no acreditan nada. Para que una conversación de whatsapp sea tomada como prueba en un juicio, se habrá de contratas un perito informático y este será el encargado de acreditas que las conversaciones son reales y no han sido manipuladas. De esta forma, el juez podrá tomarlas como prueba de un juicio y valorar el contenido de las mismas.

Insultos

Los insultos como tal ya no constituyen un delito, es decir, no están regulados por el código penal. Sin embargo, las amenazas si. Las amenazas en conjunto constituyen un delito sobre todo teniendo en cuenta el histórico en la relación de los implicados. Amenazar a alguien con frases como “Te voy a matar” o otras por el estilo puede constituir un delito, sobre todo, si dentro de la relación entre los dos implicados hay conflictos y una relación personal.

Al final, una amenaza por Whatsapp tiene el mismo peso que una amenaza en persona. Por ello, si recibimos amenazas por whatsapp, es recomendable acudir a un abogado penalista especializado en este tipo de amenazas para que nos asesore con respecto a nuestra situación y que medidas podremos tomar.

Calumnias e injurias

Las calumnias e injurias constituyen un delito igual en Whatsapp que en persona. Es la persona que está siendo afectada la que tiene que poner la amenaza, por tanto, tendrá que enterarse y tener pruebas de ello para poder denunciar. Si la persona que está siendo objeto de las calumnias e injurias no se entera de ello, es complejo que pueda tomar las medidas pertinentes. Aún así, los participantes de conversaciones en los que se están produciendo dicho delito, no están eximidos de culpa por calumnias e injurias.

 

 

Acceda a la noticia completa en Opt.Media: ver noticia

Llamar Abogado penalista Madrid

1 2 3 4 5