Category Archives: Delito de Hurto
<p>Abogados para delitos de hurto en Madrid</p>

Abogado penalista Madrid - Delitos leves

El delito leve

Delito leve: qué es

La definición de un delito leve ha cambiado tras la entrada en vigor del nuevo Código Penal del año 2015, a raíz del cual desaparecía la distinción entre faltas y delitos.

Se consideran delitos leves aquellas acciones punibles que en algunas ocasiones se consideraban anteriormente como faltas (algunas faltas se despenalizaron o se convirtieron en sanciones administrativas). También deberemos tener en cuenta que se considerará como delito leve aquel que lleve aparejada una pena también considerada por el Código Penal de carácter leve.

Tipos de delitos leves

Por todo el articulado del Código Penal encontraremos dispersos los delitos leves, que podemos resumir y agrupar en:

Delitos contra las personas

Este tipo de delitos incluyen aquellos de lesiones o maltrato, cuando no se produzca una lesión o bien esta sea de carácter leve.

También se incluirán en este apartado los delitos de coacciones y amenazas, siempre que tengan la consideración de leves.

Delitos contra la propiedad

Los delitos contra la propiedad hacen referencia a los hurtos, sustracciones, estafas, apropiación indebida… siempre que sean por una cuantía inferior todos ellos a los 400 euros, condición necesaria para que sean considerados como leves.

Dos de los delitos leves más habituales son el de amenazas y el de hurto

Delito de amenazas

Se trata de un delito contra las personas por medio del cual una persona advierte de un daño que podrá causarle a otra o alguien cercana a este si no lleva a cabo cierta acción en contra de su voluntad.

El delito de amenazas puede tener distintos grados de gravedad, de lo que dependerá por tanto la pena que se imponga finalmente que puede variar desde los seis meses de prisión hasta los cinco años.

Delito de hurto

Se trata de aquella acción mediante la cual una persona se apropia de una bien propiedad de otra, sin permiso de esta. Cuando el valor del bien no supera los 400 euros y no se ha empleado violencia ni sobre las cosas ni sobre las personas, estamos ante un delito leve.

Este tipo de delito puede estar penado con una multa de uno a tres meses.

Juicios por delitos leves

Para que tenga lugar un proceso judicial relacionado con la comisión de un delito leve es necesario que exista una denuncia o querella previa que dará inicio al proceso.

Será el afectado quién denunciará ante la Policía, que dejará constancia escrita redactando el atestado conforme a lo declarado por el denunciante.

La calificación del delito como leve corresponderá al Juez al que se le de traslado dicha denuncia.

Tipos de juicios por delitos leves

Según el derecho procesal se hace una diferenciación entre la forma en que se juzga un delito leve. De esta forma habrá algunos delitos que se pueden enjuiciar inmediatamente y otros en los que no será posible.

Los delitos juzgados de forma inmediata serán los señalados por la Policía, dentro del servicio de Guardia Judicial. Se trata de los siguientes delitos relacionados con:

  • Lesiones
  • Amenazas
  • Injurias
  • Coacciones
  • Maltrato
  • Hurto flagrante

En estos casos tanto el señalamiento del juicio oral como las citaciones serán llevados a cabo por la propia Policía.

El resto de delitos deberán tramitarse a través del Juez, bien mediante atestado policial que será remitido a este o a través de denuncia escrita que puede presentar el propio afectado en el Juzgado de Guardia o el Juzgado Decano.

En este caso, será el Juzgado quién se encargue de fijar el juicio oral y remitir las citaciones para el mismo.

Si es posible, el juicio oral se tratará de celebrar durante le mismo servicio de guardia. En caso de no ser posible deberá hacerse en un plazo máximo de 7 días.

¿Está involucrado en un delito leve? Contacte ahora con nuestros abogados penalistas de Madrid para obtener el mejor asesoramiento legal.

Abogado de hurtos en Madrid - Abogados Penalistas

Abogado de hurtos en Madrid: su mejor defensa

Es muy frecuente la gran preocupación de las personas que cometen un delito de hurto llevándose de una tienda de ropa mediante diferentes modos de quitar las alarmas.

Después de su retención y toma de datos en la tienda suelen irse a su casa hasta que se les notifica por parte de un Juzgado de Instrucción cita para su declaración judicial.

Hay diferentes línea de defensa pero quizás la menos costosa a nivel emocional es la de conformarse y obtener un beneficio a la hora de imponérsele la pena dado que se le debe aplicar la reducción de un tercio de la misma si esa confesión se hace en la primera declaración judicial.

El día de juicio se vuelve a tener esta posibilidad pero ya no se disfrutaría de esa reducción si no la pena inferior, pero habría tenido el coste emocional de soportar durante meses el procedimiento.

CONCEPTO DE DELITO DE HURTO EN EL CÓDIGO PENAL.

El art. 234 Código Penal, define el hurto como el acto consistente en tomar las cosas muebles ajenas con ánimo de lucro y sin la voluntad de su dueño.

Este delito está castigado con la pena de prisión de 6 a 18 meses si la importe de lo hurtado no excede de 400 €.

El bien jurídico protegido es el derecho que el dueño tiene sobre su patrimonio y disfrute de sus bienes muebles.

Ejemplo; sustraer cualquier objeto de un supermercado, en una tienda de ropa, incluso quitando las alarmas de seguridad mediante diversos métodos (bolsos forrados con papel de aluminio).

¿Cuál es la diferencia con el delito de robo? El robo se producirse con fuerza en las cosas para acceder al lugar donde estas se encuentren.

Ejemplo, abrir una caja fuerte forzándola, robar joyas de su interior (no es un hurto es un robo).

En el Nuevo Código Penal, desaparecen las faltas

¿Qué ocurre si un ciudadano hurta un objeto de un valor menor a 400 euros?

Artículo 234.2.- Se impondrá una pena de multa de uno a tres meses si la cuantía de lo sustraído no excediese de 400 euros, salvo si concurriese alguna de las circunstancias del artículo 235.

234.3.- Es importante tener en cuenta que Las penas establecidas se impondrán en su mitad superior cuando en la realización del hecho se hubieran neutralizado, eliminado o inutilizado, los dispositivos de alarma o seguridad instalados en las cosas sustraídas.» Ejemplo: las alarmas de las prendas de ropa.

Con la reforma la falta de hurto desaparece y el ciudadano se convierte en acusado de delito leve de hurto y se le impondrá una pena de 1 a 3 meses de multa.

Durante la fase de instrucción se presentarán las pruebas que tenga el investigado para defenderse, se pueden pedir cintas de grabación (lo antes posible porque las empresas de seguridad las borran), declaraciones de testigos, peritación de objetos robados, etc…

Este proceso no suele prolongarse demasiado en el tiempo comparándolo con otros procedimientos de diferentes delitos.

Después de celebrar el juicio y obtener la sentencia esta se puede recurrir mediante un Recurso de Apelación ante la Audiencia Provincial de Madrid.

Posteriormente, si la sentencia fuera condenatoria se podría solicitar la SUSPENSIÓN DE LA EJECUCIÓN DE LA PENA, y NO CUMPLIRLA, salvo que en un periodo de dos años se vuelva a delinquir que se cumpliría la ultima condena y la primera que se ha suspendido. Caben otras posibilidades que sería recomendable consulta con un abogado penalista.

En nuestro despacho de Granda & Asociados usted podrá obtener la mejor defensa legal por parte de un abogado de hurtos en Madrid. No dude en llamarnos para iniciar el proceso.

Abogado penalista en Madrid

¿Necesita un abogado penalista en Madrid?

Si necesita un abogado penalista en Madrid, en Granda & Asociados encontrará a letrados especializados en Derecho Penal y con los procesos judiciales relacionados con la comisión de todo tipo de delitos.

El proceso penal por vía judicial es uno de los más complejos, y por ello, y debido a las graves implicaciones que puede tener verse involucrado en este tipo de procesos, es necesario seleccionar a un abogado penalista que cuente con la experiencia y recursos suficientes que pueda defender sus derechos y ofrecerle la mejor defensa legal posible.

Un abogado penalista es aquel que actúa en representación de un imputado o denunciante ante la jurisdicción penal, es decir, puede ejercer tanto la defensa como la acusación particular en este tipo de procesos.

Su principal trabajo consistirá en elaborar la mejor estrategia posible de defensa o acusación con el objetivo de que los jueces emitan una sentencia favorable a los intereses de su representado.

Para llevar a cabo su labor ante los tribunales deberá presentar una argumentación con base jurídica así como todas las pruebas y testimonios que apoyen su línea de argumentación.

Las pruebas que pueden presentarse como apoyo a su línea de argumentación pueden ser de muy distinta naturaleza: documentación privada y de carácter público, testificales, dictámenes médicos, auditorías, exámenes psicológicos…

Será labor por tanto del abogado penalista recabar y seleccionar todas aquellas pruebas necesarias para construir su caso.

Desde nuestro bufete ponemos a su disposición un abogado penalista en Madrid con la suficiente experiencia procesal para saber de qué forma plantear cada caso para tener las máximas probabilidades de éxito.

Debido a las implicaciones de un proceso penal, somos conscientes de que cada uno de nuestros clientes merece el mejor asesoramiento y trabajo legal posible.

Estos son algunos de los asuntos en los que un abogado penalista puede ayudarle:

  • Delitos contra el patrimonio como hurtos o robos
  • Delitos de estafa
  • Delitos de fraude
  • Delitos contra la Salud pública: tráfico de drogas
  • Delitos de amenazas. Estamos especializados además en delito de amenazas a través de Whatsapp.
  • Asistencia al detenido

Y un largo etc.

¿Necesita un abogado penalista en Madrid? Contacte ahora con Granda & Asociados, abogados penalistas de Madrid para obtener asesoramiento legal inmediato.

 

Asistencia al detenido en Madrid

Asistencia al detenido en Madrid

La asistencia al detenido es uno de los servicios más demandado a los abogados penalistas ya que en este tipo de situaciones es fundamental obtener una asistencia legal rápida y eficaz. Granda Abogados Penalistas Madrid le ofrece su servicio de Asistencia al detenido.

La asistencia al detenido por parte de su abogado se realiza directamente en las dependencias policiales y judiciales, y, gracias a ella, se puede garantizar que todas las diligencias que se lleven a cabo desde el mismo momento de la detención hasta las siguientes, se hagan respetando la legislación vigente, algo que se encargará de supervisar un abogado penal experto.

Granda Abogados Penalistas en Madrid pueden ofrecerle asistencia al detenido garantizando así que se acuda con diligencia donde nuestro cliente nos demande en defensa de sus intereses.

Tras la modificación del Código Penal del año 2015 se produjeron una serie de cambios en el articulado que buscaban otorgar aún mayores garantías legales a los detenidos, de forma que se facilitase la asistencia al detenido en todas las fases.

Entre otras modificaciones destacamos aquella que permite que el detenido pueda reunirse con su letrado directamente en las dependencias de la Policía o Guardia Civil donde se encuentre. Si se daba el supuesto de que el abogado penalista no podía desplazarse rápidamente hasta las mismas, se le deben facilitar los medios para que detenido y abogado se entrevisten aunque sea a distancia.

DERECHOS DE LOS DETENIDOS

Los detenidos cuentan con una serie de derechos que desde Granda Abogados Penalistas Madrid creemos es importante conocer:

  • Derecho a ser informado por escrito y en un lenguaje sencillo y comprensible acerca de las causas que motivaron su detención y qué delitos se le atribuyen.
  • Derecho a guardar silencio y contestar solo a las preguntas que desee
  • Derecho a no declararse culpable y a no declarar contra si mismo.
  • Derecho a designar libremente al abogado que le vaya a representar y que este le asista tanto presencialmente como a distancia, si no puede trasladarse en un plazo corto de tiempo.
  • Derecho a comunicarse con un familiar o persona de confianza para informarle de su situación de detención así como su ubicación exacta.

Además de estos derechos, tenga en cuenta que la Constitución Española, reconoce una serie de derechos que no pueden ser vulnerados en ninguna circunstancia. Se trata de los siguientes derechos:

El principal es que ‘Todas las personas tienen derecho a obtener la tutela efectiva de los jueces y tribunales en el ejercicio de sus derechos e intereses legítimos, sin que, en ningún caso, pueda producirse indefensión.

De igual forma, cualquier detenido tendrá derecho a la defensa y asistencia de un letrado. En ese sentido le recordamos que desde nuestro despacho de abogados penales de Madrid podremos ofrecerle nuestra asistencia de forma ágil y eficaz.

Además, el proceso deberá ser público y sin que se produzcan retrasos indebidos. Dicho proceso además debe contar con todas las garantías legales.

Asimismo, ninguna persona puede ser sancionada o condenada por acciones (u omisiones) que no constituyeran delito o infracción en el momento de ser cometidas.

La Administración Civil no puede imponer sanciones que impliquen de forma directa o subsidiariamente la privación de libertad.

Si usted o una persona cercana ha sido detenida, es muy importante contar con asesoramiento legal inmediato que garantice el respeto de todos los derechos que asisten al detenido así como la defensa de sus intereses.

Nuestros abogados penalistas de Madrid podrán asistirle de forma inmediata y ofrecerle el mejor servicio de defensa legal, haciéndonos cargo de su caso desde el principio y acompañándole durante todo el proceso.

 

Abogados penales Madrid para la asistencia en juicios rapidos

Abogados Penales Madrid: Características de los Juicios rápidos

Desde Abogados Penales Madrid (Granda & Asociados) le explicamos en qué consiste un juicio rápido, procedimiento judicial sobre el que seguramente habrá oído hablar en innumerables ocasiones.

Los juicios rápidos son procedimientos judiciales de índole penal en los que se juzgan todo tipo de delitos, con la única condición de que la pena que acarrease el mismo, no superase los cinco años de prisión.

Los juicios rápidos se inician a partir de la presentación de un atestado policial. Además, es posible que también se haya llevado a cabo la detención de la persona que va a ser juzgada, o, en caso contrario, habrá sido ya citada para que comparezca ante el Juzgado de Guardia que corresponda.
Abogados penales Madrid le recuerda que uno de nuestros servicios como abogados penalistas especializados es el de Asistencia al detenido, en dependencias policiales o judiciales. Si usted o alguna persona cercana se ve en esa situación, no dude en solicitar nuestra asistencia y asesoramiento legal
Además del atestado policial y la detención, o bien citación para juicio, se habrán de dar otra serie de circunstancias, para que pueda iniciarse este procedimiento de juicio rápido. Dichas circunstancias son las siguientes:

  • Que se esté cometiendo un delito flagrante. Esto significa que la persona acusada de cometerlo es sorprendida mientras llevaba a cabo la actuación constitutiva de delito.
  • El delito por el que se acuse al enjuiciado será alguno de los que se especifican:
    – Delito de hurto
    – Delito de robo
    – Delito contra la Seguridad Vial
    – Delito de daños producidos contra una propiedad ajena
    – Delito contra la Salud Pública como por ejemplo aquellos relacionados con el tráfico de drogas, tanto cultivo y elaboración como posesión o venta.
    – Delito de coacciones, amenazas, violencia de todo tipo habitual contra alguna de las personas expresamente señaladas en el Código Penal, tales como su cónyuge o pareja, descendientes o ascendientes.
    – Delitos cuyo proceso tanto de instrucción como de investigación se presupondrá que van a ser sencillos.

La instrucción de este tipo de delitos es competencia del Juzgado de Instrucción que corresponda. En los casos de Violencia de género, el órgano competente será el Juzgado de Violencia sobre la Mujer.
Un acusado que reconoce la comisión del delito del que se le acusa puede ver reducida la pena que le corresponda en un tercio. Para que esta reducción pueda llevarse a cabo la pena de prisión que correspondería para el tipo de delito del que se le acusa, no deberá exceder en ningún caso los tres años.
Para otro tipo de penas, no de prisión, esta no deberá superar los 10 años.

Si usted o una persona cercana se enfrentan a un juicio rápido es importante contar con la asistencia de un abogado penalista experto. Granda y Asociados, Abogados Penales Madrid, le proporcionan todo el asesoramiento y representación legal necesarios, en defensa de sus intereses.
Confíe en abogados penales experimentados, como los que encontrará en nuestro despacho de Madrid.

Delito de hurto en Madrid

Qué es un delito de hurto

El delito de hurto es un tipo de delito incluido en los llamados “Delitos contra el patrimonio” y está tipificado como tal en el Código Penal español. La pena que conlleva este tipo de delito puede llegar hasta los 3 años.

 

¿Qué diferencia existe entre el robo y el hurto?

El delito de robo implica que se utilice o bien la fuerza en las cosas para acceder o abandonar el lugar del que se sustrae el bien o que se utilice fuerza o intimidación sobre las personas para realizar el robo.

El delito de hurto solo es la sustracción de un bien sin emplear para ello ningún tipo de fuerza o intimidación

¿Cómo se clasifican los delitos de hurto?

En función del valor del bien sustraído se clasifica en delito leve de hurto o delito de hurto. Si el valor de lo sustraído no alcanza los 400 euros, estaremos ante un caso de delito leve de hurto. Sin embargo, si este importe supera los 400 euros, nos encontraremos ante un caso de delito de hurto.

Delito de hurto

Se considera delito de hurto cuando la persona sustrae, sin consentimiento del propietario  legítimo, un bien cuyo valor supera los 400 euros. Este tipo de delitos, según el Código Penal se castigan con una pena de cárcel que oscilará entre los 6 y 18 meses de prisión.

Además, el Código Penal señala algunas causas que pueden considerarse agravantes, lo que implica que la pena puede verse aumentada si concurre alguna de dichas causas.

Posibles agravantes del delito de hurto

  • Sustraer bienes con valor artístico, histórico, cultural o científico.
  • Sustraer bienes de primera necesidad, y como consecuencia de la sustracción se cause una situación de desabastecimiento.
  • Sustraer de conducciones, cableados, equipos o piezas pertenecientes a infraestructuras de suministro eléctrico, de hidrocarburos o de los servicios de telecomunicaciones, o de otras componentes destinados a la prestación de servicios de interés general, causando un perjuicio en los mismos.
  • Sustraer productos agrarios o ganaderos, o los instrumentos o medios que se utilizan para su explotación, siempre que el delito cause un perjuicio grave a las infraestructuras agrarias o ganaderas.
  • Cuando a consecuencia de la sustracción se creen situaciones de especial gravedad, o se produjeran perjuicios de especial consideración.
  • Cuando se ponga a la víctima o a su familia en grave situación económica o se haya realizado abusando de sus circunstancias personales o de su situación de desamparo, o aprovechando la producción de un accidente o la existencia de un riesgo o peligro general para la comunidad que haya debilitado la defensa del ofendido o facilitado la comisión impune del delito.
  • Cuando el condenado hubiera sido condenado previamente por al menos tres delitos de los comprendidos en el mismo Titulo del Código Penal, siempre que sean de la misma naturaleza. No se tendrán en cuenta antecedentes cancelados.
  • Cuando para cometer el delito de hurto se utilice a menores de dieciséis años.
  • Cuando el culpable sea miembro de una organización o grupo criminal que se dedicare a la comisión de delitos comprendidos en el mismo Título del Código Penal, siempre que sean de la misma naturaleza.

Delito leve de hurto

Se considerará delito leve de hurto cuando la persona sustraiga un bien, sin el consentimiento de tu legítimo propietario, cuyo valor no supere los 400 euros.

El castigo para este tipo de delito será una pena que oscilará entre el mes y tres meses de multa.

Si se enfrenta a una acusación por delito de hurto le aconsejamos que se ponga cuanto antes en manos de un abogado penalista que pueda asesorarle y proporcionarle la mejor defensa legal.  Nuestros abogados de Madrid están especializados en Derecho Penal y capacitados para proporcionarle la mejor defensa posible. No dude en contactar con nosotros y comentarnos su caso.

Abogado de hurtos en Madrid

Delito de hurto en Madrid

Nuestro bufete de abogados penalistas de Madrid le asistirá en la defensa de sus intereses ante delitos de hurto.

Según el Código Penal se considera hurto cuando una persona, con ánimo de lucro se apodera de algún objeto tangible sin voluntad del dueño del bien.

El delito de hurto se considera un delito contra el patrimonio y orden socioeconómico y conlleva una pena de prisión que puede rondar entre los seis a dieciocho meses, siempre que la cuantía de lo apropiado exceda de 400 euros.

En los casos en los que la cuantía es inferior se establecería una multa de entre 1 y 3 meses.  Hay que añadir que las penas se impondrán en su mitad superior si para realizar el hurto se hubiera inutilizado cualquier dispositivo de alarma y/o seguridad.

La reciente reforma del Código Penal ha supuesto que se produzcan algunos cambios con respecto a la regulación anterior. En concreto:

La falta de hurto desaparece, considerándose ahora un delito leve de hurto. Esto implica que ahora quedarán registrados los antecedentes penales al tratarse de un delito.

Además, los supuestos por los que se convierte en agravado este delito han aumentado de 5 a 9.  De esta forma ahora mismo se incluyen como novedad el hurto de conducciones, cableado, infraestructuras de hidrocarburos o telecomunicaciones, así como productos agrarios  o ganaderos.

De la misma forma se considerará agravante utilizar a menores de 16 años para la comisión del hurto o ser reincidente, es decir, haber sido ya condenado 3 veces por el mismo tipo de delito.

Hay que destacar que si se es condenado con alguno de estos agravantes la pena se amplia considerablemente, pudiendo ser la condena de uno a tres años de prisión.

En Granda Abogados Penalistas de Madrid estamos especializados en este tipo de delitos por lo que si desea una defensa eficaz o bien que actuemos como acusación partícular puede contactar con nosotros para que le asesoremos durante todo el proceso legal.