Tag Archives: abogado penalista

Abogado penalista Madrid - Delitos leves

El delito leve

Delito leve: qué es

La definición de un delito leve ha cambiado tras la entrada en vigor del nuevo Código Penal del año 2015, a raíz del cual desaparecía la distinción entre faltas y delitos.

Se consideran delitos leves aquellas acciones punibles que en algunas ocasiones se consideraban anteriormente como faltas (algunas faltas se despenalizaron o se convirtieron en sanciones administrativas). También deberemos tener en cuenta que se considerará como delito leve aquel que lleve aparejada una pena también considerada por el Código Penal de carácter leve.

Tipos de delitos leves

Por todo el articulado del Código Penal encontraremos dispersos los delitos leves, que podemos resumir y agrupar en:

Delitos contra las personas

Este tipo de delitos incluyen aquellos de lesiones o maltrato, cuando no se produzca una lesión o bien esta sea de carácter leve.

También se incluirán en este apartado los delitos de coacciones y amenazas, siempre que tengan la consideración de leves.

Delitos contra la propiedad

Los delitos contra la propiedad hacen referencia a los hurtos, sustracciones, estafas, apropiación indebida… siempre que sean por una cuantía inferior todos ellos a los 400 euros, condición necesaria para que sean considerados como leves.

Dos de los delitos leves más habituales son el de amenazas y el de hurto

Delito de amenazas

Se trata de un delito contra las personas por medio del cual una persona advierte de un daño que podrá causarle a otra o alguien cercana a este si no lleva a cabo cierta acción en contra de su voluntad.

El delito de amenazas puede tener distintos grados de gravedad, de lo que dependerá por tanto la pena que se imponga finalmente que puede variar desde los seis meses de prisión hasta los cinco años.

Delito de hurto

Se trata de aquella acción mediante la cual una persona se apropia de una bien propiedad de otra, sin permiso de esta. Cuando el valor del bien no supera los 400 euros y no se ha empleado violencia ni sobre las cosas ni sobre las personas, estamos ante un delito leve.

Este tipo de delito puede estar penado con una multa de uno a tres meses.

Juicios por delitos leves

Para que tenga lugar un proceso judicial relacionado con la comisión de un delito leve es necesario que exista una denuncia o querella previa que dará inicio al proceso.

Será el afectado quién denunciará ante la Policía, que dejará constancia escrita redactando el atestado conforme a lo declarado por el denunciante.

La calificación del delito como leve corresponderá al Juez al que se le de traslado dicha denuncia.

Tipos de juicios por delitos leves

Según el derecho procesal se hace una diferenciación entre la forma en que se juzga un delito leve. De esta forma habrá algunos delitos que se pueden enjuiciar inmediatamente y otros en los que no será posible.

Los delitos juzgados de forma inmediata serán los señalados por la Policía, dentro del servicio de Guardia Judicial. Se trata de los siguientes delitos relacionados con:

  • Lesiones
  • Amenazas
  • Injurias
  • Coacciones
  • Maltrato
  • Hurto flagrante

En estos casos tanto el señalamiento del juicio oral como las citaciones serán llevados a cabo por la propia Policía.

El resto de delitos deberán tramitarse a través del Juez, bien mediante atestado policial que será remitido a este o a través de denuncia escrita que puede presentar el propio afectado en el Juzgado de Guardia o el Juzgado Decano.

En este caso, será el Juzgado quién se encargue de fijar el juicio oral y remitir las citaciones para el mismo.

Si es posible, el juicio oral se tratará de celebrar durante le mismo servicio de guardia. En caso de no ser posible deberá hacerse en un plazo máximo de 7 días.

¿Está involucrado en un delito leve? Contacte ahora con nuestros abogados penalistas de Madrid para obtener el mejor asesoramiento legal.

Cómo resolver un caso de derecho penal

Lo primero y más importante a la hora de resolver un caso práctico de cualquier disciplina y en esto no es especial el Derecho civil, es leer y releer el relato fáctico del caso tantas veces como sea necesario. Empezar a escribir antes no implica tener las ideas claras, ni mucho menos redactarlas correctamente. Seguir un iter lógico a la hora de plantear un razonamiento es fundamental no sólo para la resolución de un caso práctico, sino también para los demás escritos que tengáis que hacer a lo largo de vuestra carrera profesional.

Una vez hemos leído el caso con la suficiente atención, hemos detectado las cuestiones problemáticas del caso —aconsejo anotarlas en una hoja en sucio para que no pasemos por alto la resolución de ninguna controversia— y hemos estructurado nuestra solución del caso en cuestiones de forma y de fondo, empezamos a seguir pasos específicos..

Material necesario:

  1. Código Penal ( o el que corresponda), Consititución Española de 1978.
  2. La jurisprudencia sobre casos similares que usted conozca o que su profesor le haya explicado ( la cátedra).
  3. Doctrina.- consistente en los temas jurídicos del caso (manual y lecturas complementarias)

Caso Penal:

Datos

  1. Problemas jurídicos del caso.
  2. Autoría y demás participantes en el delito ( cómplices, encubridores…)
  3. Analizar si hubo acción. Si esa acción típica es antijurídica. (Primero saber si hay delito)
  4. Si es culpable del injusto.
  5. Si es punible.
  6. Si no hubo acción debe decir que causa que la excluye. Si es atípica explicarlo.
  7. Examinar las causas de exención de la responsabilidad Criminal. Ver si hay circunstancias agravantes o atenuantes de la responsabilidad criminal.
  8. En caso que proceda, la pena aplicable ( si se hubiera estudiado).

Recuerde que un caso práctico no tiene una solución única. Hay otras posibles soluciones, tantas como puntos de vista. Habrá un punto de vista positivista, normativista, causalista, finalista…según la teoría del delito que apliquemos. Lo importante es fundamentarlo y argumentarlo.

Es importante estar atentos al vocabulario técnico-jurídico que utilicemos. No se debe escribiré en un lenguaje coloquial sino en lenguaje jurídico. También nos ayudara anotar los datos relevantes del caso a mido de esquema.

Abogados penalistas Madrid - Delito de estafa

Delitos de estafa en Internet

Con los nuevos medios de comunicaciones, el delito de estafa, que se define como el uso de engaño a un tercero para que este realice un acto (transferencia, acto de disposición…) en perjuicio propio o ajeno. Como lo menciona el artículo 248 del Código Penal, el ánimo de lucro es necesario para calificar una conducta de estafa.

En su tipo básico, el delito de estafa se castiga con una pena de prisión de seis meses a tres años, excepto en caso de un lucro mínimo, es decir menos de 400€. En ese último caso de delito leve de estafa, se contemplará una pena de multa de uno a tres meses.

Se aumentarán las penas contempladas si el delito de estafa recae sobre cosas de utilidad social o sobre bienes con un valor histórico, cultural, artístico o científico especial. También se castigará el delito de manera más severa cuando el inculpado aprovechó de una relación de confianza que tenia con la víctima por sus relaciones personales o por su empleo que le daba una credibilidad más elevada, o cuando se utilizó falsificación de firma o de documentos. En esos casos, y cuando la defraudación es superior a 50.000€ o afectó a un numero alto de personas, las penas contempladas serán de prisión uno a seis años y de multa seis a doces meses.

Los estafadores, hoy en día, suelen actuar más on line.  Es entonces importante recordar que no se puede confiar en alguien que nunca vimos de verdad, y aun menos cuando esa persona pide un dinero, como lo hacen, a modo de ejemplo, los que envían cadenas de email alegando un cáncer y pidiendo fondos para el tratamiento. De igual manera, hay que tener cuidado en las actuaciones que uno hace en el internet, ya que existen muchos sitios de falsos bancos, falsas agencias de viajes, etc., y los estafadores no dudan en enviar correos electrónicos que tienen la apariencia de correos oficiales, pidiendo los datos de una cuenta bancaria alegando la necesidad de una transferencia para reembolsar un supuesto error por parte de un organismo del Estado conocido.

Los sitios de compras en el internet también suelen ser una herramienta privilegiada de los estafadores, particularmente los sitios de venta de segunda mano. Así, les aconsejamos jamás comprar un vehículo sin haberlo visto antes, al menos con fotos detalladas, por dos razones: por un lado, el vehículo podría sufrir defectos no mencionados en el anuncio, o, por otro lado, el vehículo podría simplemente no existir. Es muy importante asegurase de la identidad de la otra parte y de su verosimilitud en caso de contratar por Internet.

En fin, cabe destacar que el mercado financiero en sí es peligroso, tanto para los que desconocen sus reglas como para los que las conocen. Aunque atrayente con sus promesas de ganancias fáciles, rápidas y elevadas, meterse en ello, o más bien, encargar otra persona para que cuide de sus fondos y “juegue” con ellos, es atrevido y peligroso, al menos que uno conozca esa persona y sus calificaciones. Últimamente, muchos casos de pérdidas elevadas se pueden ver en el marco de las criptomonedas.

En pocas palabras, lo más importante siempre será ser cuidadoso, pero tampoco puede asegurar salvarles al 100% de todo problema, en todo caso si necesitas la ayuda de nuestro abogado especializado en derecho penal, no dude en contactarnos.

Así, cuando uno tiene la certeza que fue víctima de una estafa, es muy importante tener en mente la constitución de pruebas. En efecto, si no pueden acreditar su perjuicio, el caso correrá el riesgo de no conocer un final feliz. Así, es más que recomendable, necesario, que recaben facturas, cartas, billetes y boletos, estados de cuenta en los que aparecen transferencias, para probar que si hubo estafa, y para probar su importe.

El otro elemento de la estafa, que es su elemento principal, clave, es el engaño. Este será más difícil de probar, pero constituye una condición sine qua non del delito. El engaño tendrá que ser suficientemente elevado comparado a los fines del reo. No importa su forma, puede ser oral, escrito en un papel o en forma electrónica. Las circunstancias personales de la victima serán tomadas en cuenta para valorar el engaño: así, un profesional en cierto ámbito tendrá menos chances de ver el engaño reconocido.

En todos casos, la maniobra utilizada para conseguir el desplazamiento de patrimonio de la víctima al autor tiene que tener las características de seriedad y de realidad suficiente: será imposible alegar un engaño cuando uno pagó una cosa imposible que realizar.

Para terminar, cabe mencionar la conducta de estafa procesal. Consiste en la manipulación de pruebas o en cualquier otro tipo de fraude procesal para provocar un error en el raciocinio del juez o del tribunal y llevarles a dictar una sentenciar que, además de perjudicar los intereses económicos de un prójimo, viola el principio moral y legal de no mentir en un juicio.

Abogado penal Madrid - Delito de acoso

Abogado penal Madrid – Delito de acoso

El delito de acoso, o también conocido como delito de “stalking” es un nuevo tipo de delito introducido a partir de la reforma del Código Penal del año 2015.

Este delito se tipifica por primera vez en el artículo 172 más concretamente, dentro de los delitos denominados contra la libertad.

Con la introducción de este nuevo tipo de delito se pretende dar respuesta a aquellas situaciones que, sin ser de extrema gravedad, y por tanto no poder ser calificadas de coacciones o amenazas, si que causaban un quebranto a la víctima, coartando su libertad de actuación y socavando su sensación de seguridad.

El acoso coarta la libertad de actuación de la víctima, pudiendo incluso limitar sus movimientos y actuaciones e infundiéndole sentimientos de temor y angustia

¿Qué se considera delito de acoso?

Las conductas tipificadas como de acoso son las siguientes:

El que acose a una persona llevando a cabo de forma insistente y reiterada, y sin estar legítimamente autorizado, alguna de las conductas siguientes y, de este modo, altere gravemente el desarrollo de su vida cotidiana:

  1. La vigile, la persiga o busque su cercanía física.
  2. Establezca o intente establecer contacto con ella a través de cualquier medio de comunicación, o por medio de terceras personas.
  3. Mediante el uso indebido de sus datos personales, adquiera productos o mercancías, o contrate servicios, o haga que terceras personas se pongan en contacto con ella
  4. Atente contra su libertad o contra su patrimonio, o contra la libertad o patrimonio de otra persona próxima a ella.

Penas por el delito de acoso

Conforme al Código Penal, las penas contempladas para el culpable de un delito de acoso podrán ser de prisión de entre tres meses y dos años o bien una multa de seis a veinticuatro meses. La pena impuesta será de prisión o de multa, pero en ningún caso las dos a la vez.

Cuando la víctima del acoso sea una persona vulnerable bien por ser menor, por encontrarse enferma o una situación equivalente, la pena interpuesta será de prisión de entre seis meses a dos años.

Si la víctima es o ha sido cónyuge o pareja sentimental o bien un descendiente, ascendiente, hermanos propios o de su pareja, la pena impuesta será de prisión de uno a dos años o bien trabajos en beneficio de la comunidad de sesenta a ciento veinte días.

Si usted se siente acosado/a o alguien de su entorno lo está, es necesario que interponga una denuncia para acabar con esta incómoda situación lo antes posible.

Si necesita un abogado penalista en Madrid para llevar a cabo todos los trámites necesarios y obtener asesoramiento legal inmediato, contacte ya con nuestro despacho de abogados para obtener ya la asistencia que necesita.

Abogado penalista en Madrid

¿Necesita un abogado penalista en Madrid?

Si necesita un abogado penalista en Madrid, en Granda & Asociados encontrará a letrados especializados en Derecho Penal y con los procesos judiciales relacionados con la comisión de todo tipo de delitos.

El proceso penal por vía judicial es uno de los más complejos, y por ello, y debido a las graves implicaciones que puede tener verse involucrado en este tipo de procesos, es necesario seleccionar a un abogado penalista que cuente con la experiencia y recursos suficientes que pueda defender sus derechos y ofrecerle la mejor defensa legal posible.

Un abogado penalista es aquel que actúa en representación de un imputado o denunciante ante la jurisdicción penal, es decir, puede ejercer tanto la defensa como la acusación particular en este tipo de procesos.

Su principal trabajo consistirá en elaborar la mejor estrategia posible de defensa o acusación con el objetivo de que los jueces emitan una sentencia favorable a los intereses de su representado.

Para llevar a cabo su labor ante los tribunales deberá presentar una argumentación con base jurídica así como todas las pruebas y testimonios que apoyen su línea de argumentación.

Las pruebas que pueden presentarse como apoyo a su línea de argumentación pueden ser de muy distinta naturaleza: documentación privada y de carácter público, testificales, dictámenes médicos, auditorías, exámenes psicológicos…

Será labor por tanto del abogado penalista recabar y seleccionar todas aquellas pruebas necesarias para construir su caso.

Desde nuestro bufete ponemos a su disposición un abogado penalista en Madrid con la suficiente experiencia procesal para saber de qué forma plantear cada caso para tener las máximas probabilidades de éxito.

Debido a las implicaciones de un proceso penal, somos conscientes de que cada uno de nuestros clientes merece el mejor asesoramiento y trabajo legal posible.

Estos son algunos de los asuntos en los que un abogado penalista puede ayudarle:

  • Delitos contra el patrimonio como hurtos o robos
  • Delitos de estafa
  • Delitos de fraude
  • Delitos contra la Salud pública: tráfico de drogas
  • Delitos de amenazas. Estamos especializados además en delito de amenazas a través de Whatsapp.
  • Asistencia al detenido

Y un largo etc.

¿Necesita un abogado penalista en Madrid? Contacte ahora con Granda & Asociados, abogados penalistas de Madrid para obtener asesoramiento legal inmediato.

 

Abogado penalista Madrid - Delito blanqueo de capitales

Abogado Blanqueo de capitales en Madrid

Nuestros abogados penalistas en Madrid están especializados en ofrecer asesoramiento y defensa legal en delitos de blanqueo de capitales.

El delito de blanqueo de capitales se encuentra regulado en el artículo 298 y posteriores del Código Penal.

¿Qué es un delito de blanqueo de capitales?

Se llama blanqueo de capitales a la ocultación del origen de los fondos y/o dinero obtenidos por la realización de actividades ilegales o criminales, no declarando estos legalmente para que no figuren en la Haciendo correspondiente.

¿Cuáles son las modalidades de delito de blanqueo de capitales?

  • Adquisición, posesión, utilización o transmisión de un bien a sabiendas de que tiene su origen en un delito grave.
  • Llevar a cabo cualquier acto encaminado a ocultar el origen ilícito del bien.
  • Ayudar a la persona que ha participado en la infracción con el fin de eludir sus consecuencias legales.
  • Ocultar o encubrir el origen, naturaleza, ubicación, destino, movimiento o propiedad del bien, conociendo que este proviene de un delito grave.

Modalidades agravadas del delito de blanqueo de capitales

Existen una serie de modalidades de delito de blanqueo de capitales consideradas como más graves, debido a las circunstancias concretas que las rodean, y que son:

  • Aquellas en las que los bienes tienen su origen en un delito relacionado con el tráfico de drogas.
  • Aquellas en las que los bienes tienen su origen en delitos relacionados con urbanismo y ordenación del territorio, así como aquellos contra la Administración Pública.
  • Si quién o quiénes cometen el delito pertenecen a una organización delictiva dedicada al blanqueo de capitales.

¿Cuáles son las penas para un delito de blanqueo de capitales?

  • Modalidad básica: pena de prisión de seis meses a seis años y multa.
  • Modalidad agravada: prisión de tres años y tres meses a seis años y multa.
  • Imprudencia grave: prisión de seis meses a dos años y multa.

A partir de la reforma del Código Penal de 2015 se añadió una nueva pena, de uno a tres años de prisión para aquellas personas que ayuden a otras, con conocimiento acerca de la comisión de un delito, a aprovecharse de los efectos del mismo u ocultándolos cuando se trata de bienes con alto valor artístico, cultural, histórico o científico o cuando se traten de bienes de primera necesidad.

Situación jurídica en España para el delito de blanqueo de capitales

Hay que tener en cuenta que en España el delito de blanqueo de capitales es castigado aunque el delito del que provienen los bienes se hubiera cometido en parte o totalmente en el extranjero.

Es posible condenar por un delito de blanqueo de capitales aunque la persona no esté condenada por el delito que dio origen al dinero blanqueado.

¿Qué sujetos están obligados a realizar una auditoría o a declarar?

Según la Ley de Prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo los sujetos obligados serán:

  • Entidades de crédito, finanzas y cuentas bancarias.
  • Entidades aseguradoras autorizadas para operar con seguros de vida u otro tipo de servicios que guarden relación con inversiones.
  • Sociedades gestoras de instituciones de inversión colectivas.
  • Sociedades de inversión cuya gestión no esté encomendada a una sociedad gestora.
  • Gestoras de fondos de pensiones.
  • Sociedades gestoras de entidades de capital riesgo.
  • Sociedades de capital riesgo cuya gestión no esté encomendada a una sociedad gestora.
  • Sociedades de garantía recíproca.
  • Entidades de pago
  • Entidades de dinero electrónico.
  • Profesionales que realicen actividades de cambio de moneda.
  • Servicios postales, con respecto a las actividades de giro o transferencia.
  • Profesionales intermediarios en la concesión de préstamos o créditos.
  • Promotores inmobiliarios y aquellos que ejerzan profesionalmente actividades de agencia, comisión o intermediación en la compraventa de bienes inmuebles.
  • Auditores de cuentas, contables externos o asesores fiscales.
  • Notarios, registradores de la propiedad, mercantiles y de bienes muebles.
  • Abogados, procuradores y profesionales independientes que participen en la concepción, realización o asesoramiento en operaciones relativas a la compraventa de: bienes inmuebles, entidades comerciales, gestión de fondos, valores u otros activos, apertura o gestión de cuentas corrientes, de ahorros o de valores, organización de las aportaciones necesarias para la creación, funcionamiento o la gestión de empresas o la creación, funcionamiento o gestión de fideicomisos, sociedades o estructuras análogas, o cuando actúen por cuenta de clientes en cualquier operación financiera o inmobiliaria.
  • Profesionales que presten los siguientes servicios a terceros como, constituir sociedades u otras personas jurídicas, ejercer funciones de dirección o secretaría de una sociedad, socio de una asociación o funciones similares en relación con otras personas jurídicas.
  • Casinos de juego .
  • Profesionales que comercien con joyas, piedras, metales preciosos, objetos de arte y antigüedades.
  • Profesionales que ejerzan actividades de depósito, custodia o transporte profesional de fondos o medios de pago.
  • Responsables de la gestión, explotación y comercialización de loterías u otros juegos de azar respecto de las operaciones de pago de premios.
  • Fundaciones y asociaciones, en los términos establecidos en el art. 39.
  • Gestores de sistemas de pago y de compensación y liquidación de valores y productos financieros derivados, así como los gestores de tarjetas de crédito o debito emitidas por otras entidades, en los términos establecidos en el art. 40.

También se considerarán sujetas la Ley de prevención del blanqueo de capitales, las personas o entidades no residentes que, a través de sucursales o agentes o mediante prestación de servicios sin establecimiento permanente, desarrollen en España actividades de igual naturaleza a las de las personas o entidades citadas en los párrafos anteriores.

Personas físicas o jurídicas que desarrollen las actividades mencionadas en el apartado precedente.

Cuando las personas físicas actúen en calidad de empleados de una persona jurídica, o le presten servicios permanentes o esporádicos, las obligaciones impuestas por esta Ley recaerán sobre dicha persona jurídica respecto de los servicios prestados.

Los sujetos obligados quedarán, asimismo, sometidos a las obligaciones establecidas en la presente Ley respecto de las operaciones realizadas a través de agentes u otras personas que actúen como mediadores o intermediarios de aquéllos.

Si está involucrado/a en un delito de blanqueo de capitales, en nuestro Granda & Asociados tendrá a su disposición a un abogado de delito de blanqueo de capitales en Madrid que le prestará todo el asesoramiento legal que necesite.

Aparición en Diarioabierto: suplantación de identidad en Facebook

Bufete Granda & Asociados ha sido consultado en un artículo del periódico digital Diario Abierto como expertos en delitos de suplantación de identidad en Facebook.

Delitos de suplantación de identidad en Facebook

El uso de las redes sociales se ha generalizado por todo el mundo. Sus ventajas son innegables. Las redes nos permiten permanecer constantemente conectados con una amplia variedad de personas con las que compartimos lazos familiares, de amistad, gustos comunes…

La “cara b” de esta interconectividad viene de la mano de aquellas personas que utilizan estas redes para llevar a cabo acciones que podrían considerarse como delictivas.
La suplantación de identidad en Facebook en una de las más habituales.

El artículo 401 del Código Penal tipifica en concreto este delito, que consiste en usar el nombre y los datos identificativos de una persona, haciéndose pasar por ella sin su consentimiento.

Hasta hace unos años este tipo de delito se llevaba a cabo falsificando documentos o bien usando documentos identificativos usurpados a la víctima para llevar a cabo diferentes acciones, como la compra en su nombre.

Con la popularización de las redes sociales, el delito permanece, pero la forma de llevarlo a cabo varía. . La suplantación de identidad en Facebook implica que una persona se crea un perfil en esta red, haciéndose pasar por otra persona real. Puede utilizar su nombre, datos personales, fotos etc. Los motivos son muy variados, desde perjudicar a la persona que suplantan por algún motivo personal hasta para cometer algún tipo de engaño o estafa.

¿Qué podemos hacer para protegernos si detectamos una suplantación de identidad en Facebook?

El primer paso será recopilar toda la información que podamos. Mensajes, capturas de pantalla, fechas… todo aquello que nos pueda servir para demostrar que se está produciendo una suplantación. También podemos pedir la colaboración de las personas con las que ha contactado “nuestro supuesto yo” para que nos remita todas esas pruebas.

Simultáneamente podemos denunciar desde la propia plataforma de Facebook la suplantación de identidad siguiendo estos pasos:

  • Visualiza el perfil de la cuenta que está suplantando la identidad. Podrás buscarla a través del buscador superior de Facebook por su nombre o bien puedes pedirle a algún contacto con quién se haya comunicado que te envíe el enlace.
  • Haz clic en su foto de su portada y selecciona la opción “Denunciar”. Aparecerán una serie de instrucciones para finalizar el proceso.

En función de la gravedad de los hechos, también es recomendable contactar por un lado con las autoridades correspondientes para poner en su conocimiento los hechos y a la vez buscar asesoramiento legal para defender nuestros derechos y saber cómo actuar.

En Granda & Asociados contamos con una amplia experiencia en asistencia legal para delitos relacionados con Facebook, incluido el de suplantación de identidad.

¿Te sientes acosado a través de las Redes Sociales? ¿Alguien se está haciendo pasar por ti o alguien conocido? Contacta con nosotros para recibir asesoramiento inmediato.

Leer la noticia entera publicada en Diarioabierto.es